Un turista murió en una bodega de Mendoza al caer en una pileta de molienda

El hombre de 71 años se había alejado de sus compañeros y cuando notaron su ausencia salieron a buscarlo. Lo encontraron muerto dentro de la instalación.

Un turista bonaerense murió al caera una pileta de molienda mientras realizaba un recorrido por una bodega. El dramático hecho fue advertido por sus compañeros de viaje, quienes tras notar su ausencia comenzaron a buscarlo y lo hallaron sin signos vitales dentro de la instalación.

Todo ocurrió el pasado jueves en la bodega Labiano de San Rafael, Mendoza. De acuerdo a lo informado por la Policía local, el episodio sucedió cuando el hombre de 71 años, identificado como Jorge Vinci, visitaba el complejo ubicado en la localidad de Rama Caída.

En determinado momento, según explicaron sus compañeros de grupo, la víctima del fatal accidente, oriundo de la ciudad bonaerense de La Plata, se alejó y después de 20 minutos notaron su ausencia. Tras ello rápidamente comenzaron a buscarlo por todos lados.

Fue en ese contexto cuando desafortunadamente encontraron su cuerpo flotando en una pileta. Si bien enseguida llamaron al Servicio de Emergencias Coordinado (SEC), los médicos solo pudieron constatar su deceso.

El hombre murió tras caer en una pileta de molienda. (Foto: Fcebook Ser Argentino)
El hombre murió tras caer en una pileta de molienda. (Foto: Fcebook Ser Argentino)

En el lugar trabajó el personal de Bomberos junto con el personal de la Policía Científica para realizar los peritajes correspondientes y esclarecer en qué circunstancias falleció el hombre.

Este trágico episodio no fue el único que ocurrió en una bodega mendocina. En agosto un turista brasileño de 43 años se cayó desde la terraza de una bodega mientras realizaba una degustación de vinos.

El accidente ocurrió en la bodega de Catena Zapata, ubicada en Luján de Cuyo. Allí, Antonio Álvarez, como fue identificado el hombre, resultó gravemente herido tras caer de una altura aproximada de 5 metros.

Tras el accidente, las personas que se encontraban en el lugar dieron aviso a los servicios de emergencia que llegaron rápidamente. Inmovilizaron al hombre y lo trasladaron de urgencia al Hospital Central para que sea atendido por especialistas.

El caso fue caratulado como “lesiones graves por accidente”. Álvarez, por otro lado, fue internado en el Hospital Central de Mendoza, donde ingresó con “un traumatismo encéfalocraneano grave por caída de altura, con formación de coágulos de sangre y fractura de costillas”.

Por la gravedad de sus heridas, permaneció un tiempo en terapia intensiva. Sus lesiones fueron principalmente en la parte facial, según indicó el parte médico al que pudo acceder Télam por lo que debió ser atendido por personal de los sectores de oftalmología y odontología. No necesitó de oxígeno y su cuadro evolucionó con el correr de los días.

Fuente: TN

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.