Crimen de Galli: “El asesino era alumno de ella en la secundaria pero no nos cierra que lo haya hecho él solo”

El presunto asesino de la docente concordiense María Teresa Galli había sido su alumno. Así lo aseguró un sobrino de la víctima. Los familiares contaron además que la docente había recibido un misterioso regalo horas antes del crimen.

Teresita Galli se habría levantado cerca de las 8 de la mañana para comenzar su día. «Puso agua para el mate, abrió las puertas ventanas del patio y me mandó un mensaje para enviarme suerte en una ecografía que se iba a hacer mi esposa. Después de la eco, nos esperaba acá, en su casa», contó su sobrino a Canal 9, quien la describe como una «segunda mamá».

El presunto asesino, actualmente detenido, trabajaba en la fábrica de una reconocida panadería que se ubica al lado de la casa de Galli.

«Tienen conexión los patios; este tipo tenía estudiados todos los movimientos de mi tía, llegó antes a trabajar y esperó en el techo a que ella por sus propios medios abriera la vivienda. Se tomó el trabajo de apagar las cámaras de seguridad de la empresa e ingresó con un cordón, por lo que las intenciones son claras: sabía que mi tía vivía sola», aseguró.

Sin embargo, están seguros de que el detenido no ingresó solo, porque –dicen- se encontraron huellas de otras zapatillas en el lugar.

«No podemos creer la brutalidad con la que mataron a mi tía, la hicieron sufrir hasta el último momento. Si se hubiese tratado de un robo, no hubiese sido así. El asesino era alumno de ella en la secundaria, pero no nos cierra que lo haya hecho él solo, algo raro hay», agregaron.

Después de estas palabras, los familiares comenzaron a recordar detalles, uno de los cuales tiene que ver con un obsequio misterioso que recibió Teresita, sin remitente, el sábado por la mañana: «Un servimoto le trajo una caja de masas finas; nunca supimos quién se las envió y eso nos llama la atención», indicaron.

Sobre la investigación, precisaron que la Policía de Entre Ríos recibió el dato de un propietario de una joyería al que le habrían ofrecido un elemento que podría pertenecer a la víctima: «Este tipo estaba vendiendo el reloj de mi tía, rápidamente se acercaron al lugar y constataron el testimonio y quién lo tenía en su poder. Nosotros vamos a llegar hasta la última instancia con esto, no vamos a parar hasta que se esclarezca todo», concluyeron.

Fuente: Canal 9

Deja un comentario

Jugá con nosotros y gana Fantabulosos premios! Día del niño en modo 100.5